Crema de frutos secos

#Postres y dulces 31 mayo 2018

¿Alguna vez habéis tenido el placer de probar crema/mantequilla de algún fruto seco? Me refiero a la pura, a la realizada sólo con fruto seco súper molido hasta el punto en el que comienze a soltar su propio aceite creando así una mezcla untuosa casi líquida...vamos, ¡una maravilla! Sea como fuere, aquí os dejo una de esas recetas que todo el mundo debería catar ;)


INGREDIENTES


400-500 g como mínimo de algún fruto seco (mi preferida es la de cacahuete). En esta ocasión utilicé almendras por un lado y anacardos por otro.


PREPARACIÓN



  1. Tueste los frutos secos en el horno durante 10 minutos a 180º controlando que no se hagan demasiado. Este punto es opcional, al igual que el grado de tueste del fruto seco. Debemos tener cuidado, ya que con este paso lo que conseguiremos es intensificar el sabor del producto. También podéis tostar sólo la mitad de la cantidad que vayamos a utilizar. Dejar enfriar.

  2. Introduce los frutos secos en el vaso y programe 30 segundos velocidad 5-6. Baje los restos de las paredes y repita el proceso varias veces. Depende del fruto seco, pero no pondremos una velocidad alta para evitar que los trozos salgan disparados hacia las paredes del vaso. El proceso tardará unos 4 minutos, cuanto mas lo dejemos, mas líquida nos saldrá la crema. A gusto del consumidor.


En la primera etapa del proceso de molido obtendremos harina del fruto seco en cuestión, que puede utilizarse en muchísimas recetas de repostería como opción alternativa y super interesante a otro tipo de harinas de consumo habitual. Si continuamos programando de nuevo la velocidad, iremos obteniendo una masa que irá suavizando su consistencia.


Como veis, es una receta súper fácil que puede utilizarse en un sinfín de platos y snacks. Yo suelo utilizarla con plátano, manzana o fresas. También con pan o tortitas, a modo de nocilla o nutella, y en el porridge/ gachas de avena del desayuno.